Este malabarista de contacto te hipnotizará

Desde Taipei, Taiwán, nos llega uno de los artistas más hipnóticos que hemos visto en años. Se trata de un malabarista de una de las ramas de este arte que más ha crecido en las últimas decadas. El malabarismo de contacto se caracteriza por el contacto permanente de las bolas con el cuerpo del artista, dando una sensación de fluidez hipnótica cada vez más seguida.

Desde que David Bowie apareciese en la película Laberinto en el año 1986 realizando estos malabarismos, su popularidad aumentó a grandes saltos. Todo ello a pesar de que se supo que no era Bowie el que manejaba las bolas, sino Michael Moschen, uno de los padres de la disciplina.

David Bowie en la película "Laberinto"

David Bowie en la película “Laberinto”


Después de Bowie se empezó a valorar auténticamente esta disciplina y ha evolucionado en todos los niveles. Desde la fabricación de bolas especiales, ramas y variantes con diferentes apreciaciones y miles malabaristas de contacto amateur y profesionales por todo el mundo.




There are no comments

Add yours

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies