¿De qué están hechos los McNuggets del McDonald’s?

http://www.looq.es/wp-content/uploads/2014/12/nuggets.jpg

Coger el toro por los cuernos y poner fin a los rumores que circulan por la Red. Éste es el objetivo que tiene McDonald’s con su nueva campaña ‘Our food. Your questions’ (‘Nuestra comida. Tus preguntas’), lanzada recientemente en Estados Unidos y Canadá.

Así, el gigante de la comida rápida abre una nueva vía para escuchar, responder y publicar las dudas que los consumidores puedan tener sobre sus productos. Un impulso a la transparencia de la compañía que ha llegado a contar con la presencia del cazador de mitos como Grant Imahara.

Imahara, que hasta este año ha sido parte del programa Mythbusters, visitó una de las plantas de Tyson Foods en las que McDonald’s produce sus famosos McNuggets.

Sí, esas pequeñas piezas de pollo rebozado que tanto dieron de qué hablar cuando se filtró en Internet unas imágenes que mostraban el supuesto ingrediente que ejercía de carne: una desagradable masa rosa más cercana al chicle Boomer que al pollo.

mcnuggets-masa

Imahara pudo corroborar que ni flubber, ni picos, ni patas. Los McNuggets salen de la carne procedente de la pechuga y los muslos del pollo, que es triturada y mezclada con una pequeña porción de piel del animal para dar más sabor.

Los nuggets son después cubiertos con un rebozado de tempura y parcialmente freídos para luego ser congelados y enviados a los respectivos restaurantes de McDonald’s.

El efecto ‘Super Size Me’

Muchos recordaréis el polémico documental ‘Super Size Me’, en el que un hombre, Morgan Spurlock pasó un mes alimentándose únicamente con productos de McDonald’s, llegando a consumir un promedio de 5.000 kilocalorías diarias. ¿El resultado? Además del deterioro en su forma física, Spurlock tuvo problemas de disfunción sexual, experimentó cambios de humor y sufrió problemas hepáticos.

Con su trabajo, el cineasta quiso denunciar los efectos que la comida rápida tiene sobre el organismo y cómo las franquicias no proporcionaban ningún tipo de información nutricional a sus clientes.

A pesar de mostrar su oposición a la cinta y a las conclusiones mostradas, el documental supuso un punto de inflexión en la industria, no sólo en Estados Unidos, sino también en todo el mundo.

Sobre todo para McDonald’s, que no sólo ha dado un profundo lavado de cara los menús incluyendo alternativas más saludables, como ensaladas o fruta, así como detallada información nutricional de sus productos; sino que la compañía ha reformado buena parte de sus locales e imagen corporativa, optando por colores más elegantes y alejados del concepto de restaurante clásico de comida rápida.

En España, pudimos llegar a ver anuncios en los que la compañía animaba a los consumidores que lo desearan a visitar sus plantas ubicadas en nuestro país para que pudieran ver con sus propios ojos cómo se producen sus hamburguesas. Una estrategia que ha seguido con ‘Testigos de calidad’.

testigos

El portal habilitado para la campaña ‘Our Food, Your Questions’ es el mejor ejemplo de cómo la marca ha sabido dar la vuelta a la tortilla para sacar partido de una iniciativa que buscaba dañar su imagen.

Temas relacionados seleccionados por la redacción:

Happy, la nueva mascota de McDonald’s que causa terror

¿Estás a dieta? Esta hamburguesa es un plato idóneo




There are no comments

Add yours

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies