Aterriza como puedas, amigo Sancho

http://www.looq.es/wp-content/uploads/2015/07/aeropuertodonquijote.jpg

Si hace más 500 años el Ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha campaba a sus anchas por la llanura castellana, hoy bien podría hacerlo en otro lugar de La Mancha de cuyo nombre no quiso acordarse ni Ryanair: el aeropuerto de Ciudad Real. Allí podría dar rienda suelta a su fiel y flaco Rocinante, galopando por los cuatro kilómetros de pista con los que cuenta su flamante terminal; pudiendo arremeter contra otro imponente gigante que en esta ocasión se podría tornar en una torre de control.

Si en la obra de Cervantes pudimos ver como Quijote y Sancho asistían a una demostración de derroche y pomposidad en las bodas de Camacho; en los albores del siglo XXI hemos asistido a otras bodas que no le van a la zaga. En este caso el festín lo pagaba la Caja Castilla la Mancha, del banquete dieron buena cuenta unos pocos, y los platos rotos los están pagando los demás. Concretamente la cuantía del ajuar de esta particular boda se podría cifrar en 450 millones de euros, y ahora parece que tras un divorcio amistoso se hace un reparto equitativo: 10.000 euros por un lado, y el resto por el otro.

donquijote

Desgobernando ínsulas

A nadie se le escapa que todo este despropósito viene provocado por una sucesión de malos gobernantes en estas ínsulas del siglo XXI. Otro gallo hubiera cantado si en el momento de la toma de posesión de sus cargos, hubieran tenido a alguien que les diera unos cuantos consejos para ser un buen gobernante; tal y como hiciera Don Quijote antes de que Sancho tomase posesión en su Insula Barataria. Aunque visto lo visto, es muy probable que se hubieran limitado a cumplir el mandato de cortarse las uñas.

Del conocerte saldrá el no hincharte como la rana que quiso igualarse con el buey. Haz gala, Sancho, de la humildad de tu linaje, préciate más de ser humilde virtuoso que pecador soberbio.

También tengo mis dudas de si Alonso Quijano se topara de nuevo con una cuerda de presos, se mostrase tan benevolente y les concediera la libertad de nuevo. Si peligrosos eran los de antaño, hasta el punto de “agradecerle” su puesta en libertad con una lluvia de piedras, los de hoy en día no creo que le fueran a la zaga. Capaces serían de hacerle firmar unas participaciones preferentes y una hipoteca basura poniendo como aval el Yelmo de Mambrino.

quijoteSancho

Maldición y penintencia

El caballero de la triste figura bebía los vientos por su amada Dulcinea del Toboso, siempre ensalzando su enorme belleza. Desafortunadamente, por culpa de encantamientos perpetrados por sus mas fieros enemigos, esta se ve convertida en una vulgar hortelana y algo incómoda de mirar. La única fórmula mágica para deshacer tal hechizo consistía en obligar al pobre Sancho a recibir 3000 azotes.

Hoy, los fieros enemigos reciben el nombre de “los mercados”, el encantamiento es conocido como crisis, Dulcinea parece que emigró a tierras germanas y ahora nos pide unos cuantos más azotes para saldar la deuda (a los 3000 originales, les ha sumado la inflacción de 500 años).

dulcinea_y_donquijote

Cualquier parecido de esta foto con dos líderes europeos actuales es pura coincidencia.




There are no comments

Add yours

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies