Japón: Cuna de los anuncios más locos del mundo

http://www.looq.es/wp-content/uploads/2014/07/Anuncio-japones.gif

El País del Sol Naciente es el vivo ejemplo de la gran diferencia cultural existente entre Oriente y Occidente. Sus más de 700 años de total aislamiento con el mundo exterior debido al férreo control de los sucesivos gobiernos Shogun mantuvieron a la sociedad japonesa libre de cualquier influencia exterior.

Japón es todo un ejemplo de mantenimiento de costumbres y tradiciones, y, a su vez, un escenario de rarezas varias que sólo pueden ser encontradas dentro de sus fronteras.

Un claro ejemplo de esta particularidad cultural es su publicidad. Los anuncios japoneses son dignos de estudio no sólo por los productos publicitados, que a veces parecen sacados de otro planeta, sino por sus peculiares protagonistas, jingles, montajes y coreografías.

Homer también tuvo un álter ego japonés en un anuncio de detergente.

Homer también tuvo un álter ego japonés en un anuncio de detergente.

Series como Los Simpsons supieron parodiar a la perfección la industria publicitaria nipona, aunque no hay mejor forma de apreciarlo que viendo estos ejemplos reales que os mostramos a continuación.

Para empezar, un anuncio de chicles que puede presumir de tener una de las coreografías y jingles más pegadizos de la historia. Si le dais al play, vais a estar una semana tarareando la melodía. Avisados estáis.

No tenemos ni idea de lo que quiere vender esta campaña, pero entre su amorfo protagonista y el contenido sexual con menores de por medio, nos hemos quedado un poco perturbados.

Hablando de sexo, ¿qué mejor forma de promocionar una marca de café helado que utilizar a modelos ligeritas de ropa que están a punto de ser empapadas con leche? ¡Viva la sutileza!

Sabíamos que los inodoros en Japón vienen de otra galaxia, con música, chorritos de agua y calefacción incluida. Lo que no sabíamos es que una pseudo Rana Gustavo pudiera ser capaz de anunciarlos.

Entre su casposo protagonista, que parece sacado de una película cutre de la Yakuza de los años 70, y las cucarachas de pega, esta campaña del insecticida de Kincho no puede dejar indiferente a nadie.

Damos un premio al que consiga averiguar qué narices quiere decirnos SoftBank en este anuncio. Lo del perro girando el rabo para servir de motor a la casa nos ha dejado locos.

Ahora que el verano y el calor ya están aquí, nada mejor que refrescarse con esta bebida, capaz de dejar nuestro cuerpo bronceado y aceitoso enfundado en un bañador amarillo de discretas proporciones. ¡Que se ande con ojo la horchata!

Seguro que más de uno está cansado de escuchar ese falso acento francés de los anuncios de Afflelou. Aquí está la solución: una historia de amor entre un ojo y sus nuevas gafas de última generación.

No podía faltar un homenaje a los mundialmente conocidos animes japoneses, en este caso, para promocionar un encededor electrónico de cigarrillos que puede cargarse cómodamente en el ordenador. Y, encima, nos ayudan a repasar el alfabeto en inglés. Todo ventajas.

Terminamos con unos bichos raros que bien podrían pasar por enemigos de los Power Rangers bailando para anunciar unos… ¿chicles? ¿Caramelos? Qué más da, si lo importante es la musiquilla… Kame, kame…




There are no comments

Add yours

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies